PALABRAS CLAVE: Nilo, geografía, inuncaciones, cuadgeo/docs/articulos/033/033-005.pdf · y la Historia…

  • Published on
    22-Sep-2018

  • View
    212

  • Download
    0

Embed Size (px)

Transcript

  • EL VALLE DEL NILO: DE LA GEOGRAFA AL MITO 75

    Cuadernos Geogrficos, 33 (2003), 75-103

    EL VALLE DEL NILO: DE LA GEOGRAFA AL MITO

    JOS IVN BOLAOS BONZLEZ*

    Recibido: 30-V-03. Aceptado: 29-X-03. BIBLID [0210-5462 (2003); 33: 75-103].

    PALABRAS CLAVE: Nilo, geografa, inuncaciones, religin y mitologa.KEY WORDS: Nile, geography, floods, religion and mythology.MOTS-CLEFS: Nil, gographie, inondations, religion et mythologie.

    RESUMEN

    El desarrollo econmico, cultural y social de la civilizacin del antiguo Egipto ha estadocondicionado activamente por la existencia del Nilo, sus inundaciones y los numerosos recursosque este ro ha aportado, a lo largo del tiempo, a los habitantes del valle fluvial y de sudesembocadura. Empero, la realidad geogrfica del Nilo tambin ha estado muy presente en elmarco religioso de esta civilizacin, constituyendo una de las principales bases de la estructuramitolgica de la cultura del Egipto faranico.

    ABSTRACT

    River Nile valley: from geography to myth. The economic, cultural and social developmentof the ancient Egyptian civilization has been constantly conditioned by river Nile existence, itsfloods and the numerous resources, that this river has supplied to the population settled in itsvalley and mouth troughout the times. However, the geographic reality of river Nile has beenpresent in the religious frame of this civilization, making one of the main bases for the mytho-logic structure in pharaonic Egypt culture.

    RSUM

    La valle du Nil: de la gographie au mythe. Le dveloppement conomique, culturel etsocial de la civilisation de lEgypte ancienne a t activement conditionn par lexistence duNil, ses inondations et les nombreuses ressources que ce fleuve a apport, tout au long dutemps, aux habitans de la valle fluviale et de son embouchure. Mais, la ralit geografphiquedu Nil a t aussi trs prsente dans le cadre religieux de cette civilisation, en constituant unedes bases principales de la structure mythologique de la culture de lEgypte pharaonique.

    Egipto, cuya denominacin significa etimolgicamente pas entre dos tierras1, ocu-pa un lugar esencial en el marco histrico de la gnesis de las civilizaciones humanas, pues

    * Departamento de Geografa. Universidad de La Laguna. jibglalaguna@yahoo.es1. En tiempos de la civilizacin egipcia, la divisin del Estado en Alto y Bajo Egipto constituy un

    factor principal para la organizacin del mismo, situndose el lmite entre ambos en el espacio comprendidoentre la ciudad de El Fayum (o El Faiyum) y Menfis, primera capital del Egipto histrico situada al Nortedel enclave precedente. As, el Bajo Egipto corresponde al delta del Nilo, mientras que el Alto Egiptocomprende el resto del curso del ro.

  • 76 JOS IVN BOLAOS GONZLEZ

    Cuadernos Geogrficos, 33 (2003), 75-103

    en el Alto y Bajo Egipto, conocidos como Ta-shema (Ta = tierra, shema = estrecho) y Ta-mehu respectivamente2, se fund una de las culturas ms importantes del pasado de lahumanidad: la civilizacin egipcia. El surgimiento del Estado del Egipto antiguo se produ-jo hacia el 3050 antes de Cristo aproximadamente, ostentando el valle del Nilo (Bahr el-Nil o el-Bahr) un puesto de primer orden en la organizacin del mismo, pues ha influidoen el desarrollo histrico, cultural, social y econmico del pas, constituyendo la base deuna de las agriculturas de regado ms importantes del mundo (figura 1)3.

    Ya en el antiguo Egipto, como en el actual, se traz una lnea imaginaria queseparaba la Tierra Negra o Kemet (llanura aluvial integrada por la llanura de inunda-cin propiamente dicha y el delta, cuyo color oscuro se debe al fango arcilloso que elNilo, al recuperar su caudal normal, deposita en el campo) y la Tierra Roja oDeshret (formada por la superficie ocupada por los desiertos que se sitan a ambosflancos del valle del Nilo). El aspecto negruzco de los limos, que da nombre a laTierra Negra, se debe a su procedencia del macizo volcnico Etope (PREZ LAR-GACHA, A., 1999, p. 9).

    Las inundaciones peridicas del ro constituyeron un factor muy importante por-que condicionaban las actividades econmicas que dependan, en mayor o menorgrado, de la dinmica fluvial y del entorno natural. No es casual que se utilice eltiempo pretrito perfecto simple en las formas verbales precedentes, pues dadas lasintervenciones hidrulicas que la actual civilizacin del Nilo ha desarrollado en elespacio durante el transcurso del tiempo, ha generado que el funcionamiento anual deeste ro ya no sea igual que hace miles de aos. De esta importancia de las avenidaspara la vida en el valle, no debe olvidarse que las inundaciones tambin podan traerpara los habitantes numerosos desastres y hambrunas si estos procesos alcanzabanvolmenes y niveles desmedidos, conocindose las situaciones excesivas como Niloalto y las escasas como Nilo bajo, mientras que la situacin ptima se denominabacomo gran Nilo (BRESCIANI, E., 2001, p. 13).

    En estas lneas se tratan las estrechas vinculaciones que existen entre la Geografay la Historia o viceversa Geografa histrica a travs de un caso concreto, haciendohonor a las palabras del gegrafo francs Elise Reclus: La Geografa no es otra cosasino la Historia en el espacio, as como la Historia es la Geografa en el tiempo4.

    2. Otras interpretaciones aluden a que el Alto Egipto se denomina Scheman, que significa Tierra delos Juncos, y el Bajo Egipto To-Mehu, que implica Tierra de los Pjaros (HIDALGO HUERTA, M.,2000, pp. 20-21).

    3. El contenido cartogrfico existente sobre el estudio del antiguo Egipto es amplio y diverso, aunque nose ha encontrado un mapa que contenga la totalidad de la toponimia citada en este artculo. Adems, la reducidaamplitud del mismo no permite incluir en l un gran nmero de mapas que reflejen grficamente determinadosfenmenos comentados. As, se ha optado por presentar uno de los documentos cartogrficos ms completoslocalizado en las fuentes consultadas, aunque se desea expresar aqu el importante papel que desempean losatlas geogrficos e histricos, por lo que se estima oportuno fomentar desde este artculo la utilizacin de estosrecursos con el objetivo de conocer detalladamente el rea objeto de estudio (valle del Nilo). Tal es as, que endeterminados casos no resulta conveniente reproducir una gran cantidad de cartografa en los trabajos si yaexisten atlas correctamente montados que pueden expresar visualmente el contenido tratado textualmente.

    4. RECLUS, E., 1986, 399 pp.

  • EL VALLE DEL NILO: DE LA GEOGRAFA AL MITO 77

    Cuadernos Geogrficos, 33 (2003), 75-103

    Fuente: DONADONI, S. (Editor) (1991): El hombre egipcio, p. 9.

    FIGURA 1. MAPA DEL ANTIGUO EGIPTO

  • 78 JOS IVN BOLAOS GONZLEZ

    Cuadernos Geogrficos, 33 (2003), 75-103

    En este sentido, se quiere demostrar aqu la posible conexin entre la cosmogonaegipcia, es decir, el modo a travs del cual los antiguos egipcios explicaban el origen delcosmos y del mundo y, por ende, de la totalidad de las cosas creadas, y la realidadgeogrfica de Egipto. Con este fin, se partir del estudio del sistema de dependenciasque existi entre el desarrollo espacial y temporal de la cultura y religin egipcia y elmedio natural del que obtuvo una serie de factores favorables para aqul.

    Un rasgo a tener muy en cuenta a partir de este momento es que los mitoscosmognicos del antiguo Egipto, al igual que los de otras civilizaciones del OrientePrximo antiguo, poseen una base ecolgica esencial y, en el caso que nos ocupa, elvalle del Nilo acapara casi toda la atencin. En el estudio endgeno de esta cuenca, noes extrao que nos centremos en el funcionamiento de las inundaciones, pues intentarser ste uno de los principales pilares de conexin entre la geografa del Nilo y el mitode la creacin del mundo segn la visin de los egipcios.

    1. EL VALLE DEL NILO: SISTEMA GEOGRFICO CON ENTIDAD PROPIA

    Los elementos naturales no se disponen en el espacio condicionados por creacio-nes antrpicas que han resultado de la plasmacin espacial de nuestro conocimiento yformas de concebir lo observado, como los lmites polticos internacionales. As ocu-rre con el Nilo, que aparece, segn el tramo fluvial considerado, tanto en Egipto comoen Sudn y Etiopa, aunque su origen ms remoto ha de ser buscado en el lagoVictoria ubicado entre Uganda, Kenia y Tanzania. Segn esto, el valle del Nilo destacapor su disposicin meridiana entre los aproximadamente 30 de latitud Norte corres-pondientes a su desembocadura y los 0 de latitud del lago Victoria.

    El tramo fluvial que discurre por el Norte de Sudn y todo Egipto se denominaNilo, mientras que en la regin centro-oriental de Sudn, en torno a las ciudades deOmdurman (o Umm Durman) y Khartum (o Jartum, Khartoum o Al Khurtum), el Nilose bifurca y da lugar a sus principales afluentes: el Nilo Blanco (Bahr el-Abiad), queprocede del Sur de Sudn, conecta a travs de sus colectores de menor entidad con loslagos Alberto actualmente Mobutu Sese Seko y Victoria (69.500 kilmetros cuadra-dos), y el Nilo Azul (Bahr el-Assak), que inicia su recorrido en el rea lacustre deTana (de 3.200 kilmetros cuadrados de superficie y situado a 1.830 metros de alti-tud), en pleno macizo Etipico, hasta conectar con el Nilo, aportando ms del ochentapor ciento del volumen total de las aguas del mismo.

    El ro presenta una desembocadura en delta en su extremo ms septentrional,vertiendo sus aguas al mar Mediterrneo. En este gran delta el Nilo se divide en dosramas principales, denominadas Rosetta (Masabb Rashid) al Oeste, y Damietta (Ma-sabb Dumyat) al Este.

    El sistema fluvial del Nilo riega aproximadamente una dcima parte del territorioafricano. Desde el nacimiento del Nilo Blanco, la longitud total del ro es de unos5.472 kilmetros. Ahora bien, si consideramos un lejano afluente, el ro Ruviranzasituado en Burundi, la longitud ascendera a unos 6.690 kilmetros aproximadamente.Su cuenca hidrogrfica mide alrededor de 2.867.000 kilmetros cuadrados.

  • EL VALLE DEL NILO: DE LA GEOGRAFA AL MITO 79

    Cuadernos Geogrficos, 33 (2003), 75-103

    El recorrido del ro se caracteriza por la presencia de varias cataratas en su lechoque producen como efecto directo sobre el caudal una aceleracin del mismo, ademsde la consiguiente zapa erosiva en la base de los saltos de agua y, por ende, laprofundizacin creciente del lecho debido al impacto de la columna hdrica en elsuelo. Puesto que el flujo del ro se dirige desde el Sur hacia el Norte, destacan en surecorrido seis cataratas (cuadro 1).

    Los desiertos constituyeron otros de los elementos fsicos con significacin reli-giosa como se ver ms adelante; compartiendo territorio con el valle del Nilo, siendoel contraste entre ste y aqullos evidente, tanto desde el punto de vista geolgico yclimtico (temperaturas, precipitaciones, humedad), como vegetal, edfico, animaly humano. En Egipto, al Oeste del Nilo aparece parte del desierto de Libia o desiertoOccidental, y al Este el desierto Arbigo u Oriental. Ambos se caracterizan por lapresencia de las formaciones elicas ms generales, las dunas, adoptando la arena quelas compone un color rojizo. En Sudn, al Sureste del lago Nasser se sita el desiertode Nubia, y al Oeste de la ciudad de Atbara aparece el desierto de Bayuda. Como essabido, estas regiones inhspitas se enclavan dentro del gran desierto del Sahara, queabarca desde la costa atlntica de frica del Norte hasta el mar Rojo.

    CUADRO 1. LOCALIZACIN DE LAS PRINCIPALES CATARATAS EXISTENTES EN EL CURSODEL NILO (DEL SUR HACIA EL NORTE)

    Identificacin de la catarata Localizacin espacial

    1 Catarata Entre Khartum Norte y Shandi2 Catarata Entre Berber y Ab Dis3 Catarata Entre Ab Dis y Merowe4 Catarata Entre Argo y Delgo5 Catarata Lago Nasser Wadi Halfa6 Catarata Lago Nasser Assun

    Fuente: COLS, J. (Director y Coordinador) (1992): Atlas Actual de Geografa Universal, p. 167; yGEORGE PHILIP & SON LIMITED (1998): Atlas Geogrfico Universal, p. 71. Elaboracin propia.

    En cuanto a los sistemas montaosos, adems de los ya citados, es preciso refe-rirse a las colinas del mar Rojo situadas a orillas del mar homnimo en el desiertoArbigo, a la meseta Gebel Abyad ubicada al Oeste del desierto Nubio, a la meseta deLibia al Noroeste de la depresin de Qattara, que a su vez se localiza en la reginseptentrional de Egipto, y a la meseta de Gilf Kebir. Adems, destaca la pennsula delSina ubicada en el extremo nororiental de Egipto, cuya comunicacin con el resto delpas se materializa a travs del canal de Suez donde aparece el Gran Lago Amargo.

    En relacin con los mares y accidentes costeros, al Noreste del desierto Arbigoaparece el golfo de Suez y el Akaba, y al Este del mismo desierto el mar Rojo.

    La teora ms aceptada respecto al poblamiento del valle del Nilo es la quedefiende los movimientos migratorios de diversos grupos humanos hacia dicho valle

  • 80 JOS IVN BOLAOS GONZLEZ

    Cuadernos Geogrficos, 33 (2003), 75-103

    debido a la progresiva desertizacin del Sahara (que alcanz su ltimo punto lgido enel 3200 antes de Cristo), utilizando en el desplazamiento las vas naturales que cons-tituyen los wadis, dadas sus caractersticas morfolgicas (fondo plano, ancho, de fciltrnsito, etctera). Este proceso migratorio se habra iniciado en el VII milenio antesde Cristo aproximadamente. Con la llegada de diferentes grupos humanos se introdu-jeron en el valle nuevos conocimientos sobre la agricultura y la ganadera (PREZLARGACHA, A., 1993, p. 45).

    La situacin tendente hacia una mayor sequedad del clima provoc una mayordependencia de la sociedad respecto a los procesos de irrigacin propiciados por elNilo y, en consecuencia, a la agricultura. A pesar de la reduccin de las precipitacio-nes era posible recurrir a pastos efmeros para la alimentacin del ganado, mientrasque la actividad alfarera se vera muy perjudicada dada la reduccin de los recursosmadereros que se utilizaban como combustible. Tambin se deriv una serie de conse-cuencias sociales, pues continuaban llegando nuevos pobladores a Egipto. As, apare-cen nuevas formas de organizacin social, como la figura del lder posible futurofaran, bsqueda de nuevas tierras, necesidad de conexiones endgenas, situacin deenclaves comerciales, etctera (PREZ LARGACHA, A., 1993, p. 47).

    2. DINMICA DE LAS INUNDACIONES: DICOTOMA EN POLOS OPUESTOSDE UN PROCESO

    Dada la gran importancia de las inundaciones regulares del Nilo para el funciona-miento territorial del valle bajo, resulta necesario dedicar un epgrafe a explicar ladinmica de las avenidas del ro, aproximndonos de esta forma al funcionamientoendgeno del Nilo.

    Una premisa bsica que debe considerarse en el momento de tratar el papel de lasinundaciones y que ya ha sido esbozada inicialmente, es la dicotoma dominante en laconcepcin de este proceso fluvial, pues aqullas sern siempre beneficiosas para laregin siempre que se desarrollen con normalidad y regularidad, puesto que los des-equilibrios en la dinmica de las avenidas ascensos muy rpidos y repentinos decaudal, niveles superiores a los habituales, etctera generan el efecto totalmentecontrario al que desean los habitantes del valle respecto a sus actividades econmicas,destacando las prdidas de cosechas y las subsiguientes hambrunas entre otras situa-ciones de caresta...